Denuncia urgente: Riesgo de detenciones arbitrarias contra compañeros en las cabeceras municipales de Ocosingo y Altamirano

, por  Ciudad de México , popularidad : 2%

Chiapas, México a 13 de junio de 2020

A los medios de comunicación
A la opinión pública

El Frente Nacional de Lucha por el Socialismo (FNLS) denuncia los actos de intimidación y hostigamiento de la policía municipal de Ocosingo, Policía Estatal Preventiva y la Guardia Nacional (GN) en el tramo Ocosingo-Altamirano contra nuestros compañeros del ejido Las Perlas y de la Unión de Transportistas “Los Quetzales” por exigir la libertad de los presos políticos, la libertad de nuestros compañeros detenidos de manera ilegal, arbitraria y violenta.

Hechos:
A las 9:00 p.m. nuestro compañero Raúl Herrera, hijo del compañero Enrique Armado Herrera Jiménez, se dirigía a la cabecera municipal de Ocosingo abordo en su vehículo, él se percata de la presencia de un retén compuesto por la Policía Estatal Preventiva y la Guardia Nacional, por esto, se detiene, en ese momento alcanza escuchar “(…) es uno de los que bloquea” e intentaron detenerlo.

Al observar que su seguridad e integridad física y psicológica se vio amenazada ante la arbitrariedad con la que actuaron los agentes, para preservar la libertad del compañero logra retirarse del lugar, sin embargo, la Guardia Nacional comienza a perseguirle sin que éstos logren su cometido. En el trayecto a Ocosingo a la altura del Río Jataté nuevamente mediante un retén policíaco intentaron detenerlo.

Esa misma noche también hubo otro retén policíaco en el crucero que comunica al ejido Campet, municipio de Ocosingo. Kilómetros más adelante, a escasos 300 m del CERSS 16 en Ocosingo, en la base de la Policía Estatal Preventiva se mantienen vehículos sin insignia policíaca y una motocicleta.

Nuestros compañeros del ejido Las Perlas, después de las 15 h culminaron el boteo informativo realizado sobre el tramo carretero Altamirano-Ocosingo, pero, personas solidarias informaron a los compañeros que hubo presencia policíaca, todos portaban armas de fuego, donde presumiblemente serían desalojados.

Los hechos indican lo siguiente:

  • La Guardia Nacional y las policías, su papel en las carreteras no es brindar seguridad al pueblo, sino infundir temor, intimidar, hostigar a quienes exigimos justicia, asimismo, a nuestra exigencia de libertad a los presos políticos, castigo a los paramilitares por las agresiones contra nuestros compañeros se traduce en intensificar la medidas policíaco-militares.
  • Queda al descubierto que las autoridades municipales del municipio de Altamirano y Ocosingo, lejos de atender en apego a los marcos jurídicos y de derechos humanos la libertad de nuestros compañeros retenidos de manera ilegal y arbitrariamente por Los Petules, responden con hostigamiento policíaco-militar.
  • Se deduce que las autoridades en su lógica, para quienes exigimos justicia es responder con violencia institucional, mientras que el grupo paramilitar transita en los tramos Cuxulja-Ocosingo, Cuxulja-Altamirano y Ocosingo-Altamirano sin que haya autoridad que los detenga.
  • Refleja la intención de las autoridades municipales por mantener las detenciones arbitrarias contra cualquier integrante del FNLS. Asimismo, se infiere la venia de las autoridades estatales para arremeter contra un pueblo insumiso, inerme que recurre al derecho legítimo a la protesta mediante acciones políticas de masas.
  • Al señalar a nuestro compañero Raúl por participar en las acciones políticas de masas, prueba una vez más el espionaje y criminalización de las exigencias del pueblo, esto significa que la persecución contra todo acto que disienta en la presente administración, continúa.
  • ¿En eso consiste la denominada Cuarta Transformación? Dado que todo parece indicar que persisten prácticas de regímenes pasados, sin embargo, lo que a simple vista se percibe es que los gobiernos municipales replican la misma política represiva.
  • Está en riesgo el derecho a la vida de nuestros compañeros detenidos de manera ilegal, arbitraria y violenta por el grupo paramilitar “Los Petules”, de objetivarse el hecho, será responsabilidad de Jesús Oropeza presidente municipal de Ocosingo, Roberto Pinto Kanter presidente municipal de Altamirano, al gobierno estatal de Rutilio Escandón Cadenas. Al gobierno federal por complicidad mientras éste guarde silencio y no se aperture una mesa de trabajo con la Secretaria de Gobernación.
  • Comité de Familiares de Presos Políticos “Voces de Libertad”
    ¡Por la unidad obrero, campesino, indígena y popular!
    Frente Nacional de Lucha por el Socialismo
    FNLS

Navigation