Derecho de replica a los peridodicos Cuarto Poder y El Heraldo de Chiapas

, por  Chiapas , popularidad : 3%

Chiapas, México a 1 de abril de 2019

Al director del periódico Cuarto Poder

Al director del periódico el Heraldo de Chiapas

A Oscar Gómez corresponsal del periódico El Heraldo de Chiapas

A Carlos César Núñez Martínez columnista del periódico Cuarto Poder

Derecho de réplica

El Frente Nacional de Lucha por el Socialismo (FNLS) recurre a su derecho de réplica ante la nota: "Invasores del FNLS temen ser desalojados", publicada el 28 de marzo en el periódico El Heraldo de Chiapas, y el "artículo" "Desalojos en Carranza" publicado el 1 de abril en la sección de Portafolios políticos del periódico Cuarto Poder.

En ambas publicaciones se maneja información vertida por el FNLS el día 28 de marzo a través de una denuncia pública y conferencia de prensa (ver: http://fnls.mayfirst.org/spip.php?article1645) bajo el título de Continuidad de las amenazas represivas y riesgo de desalojo de comunidades organizadas en el Frente Nacional de Lucha por el Socialismo, esta información es utilizada de manera tendenciosa, con argumentos que no corresponden a la realidad, por tanto, son juicios de valor que crean confusión y legitiman la represión.

El señor Carlos César Núñez Martínez columnista del periódico Cuarto Poder, autor del "articulo" "Desalojos en Carranza" señala que la recuperación de tierras hechas por el pueblo son "invasiones de propiedades particulares de las que se han apoderado de manera ilegal".

El punto de vista del “columnista” se circunscribe a la legalidad burguesa, un estado de derecho que no favorece a los pobres del campo y la ciudad, tiende a favorecer la criminalización, la estigmatización de la protesta popular. No dimensiona que el descontento popular es expresión del ejercicio de los derechos y libertades políticas de los trabajadores para exigir o por la vía de los hechos materializar sus demandas.

Sus argumentos son los mismos que los del gobierno, defiende al régimen y no comprende la profundidad del fundamento económico, filosófico y político del fenómeno que sustenta la lucha de los sectores populares. Recuperar tierras es la conceptualización para hacer referencia a que el Estado prefiere tener al pueblo en la precariedad y no respetar su derecho humano a la posesión de la tierra, cuando por años la demanda agraria no termina.

Los argumentos esgrimidos por el señor Martínez favorecen al discurso de las cámaras empresariales que desprestigian la lucha de los desposeídos, por ello opina que no existe represión policiaca hacia el pueblo, sino "la aplicación del estado de derecho contra invasores, quienes afectan a comercios y alteran el orden".

Una bufonada más de este señor es pensar que la lucha por la tierra es "una minita de oro" con la cual se obtiene beneficios personales. Sin embargo, precisamos, el FNLS no ve en la lucha y defensa por la tierra una “minita de oro”, rechazamos categóricamente ese señalamiento, nosotros luchamos por la tierra porque es un derecho humano del pueblo, no vemos en ese medio de producción una mercancía o un negocio, sino objetivar en la vía de los hechos un pedazo de tierra para trabajar o materializar en ella el derecho a la vivienda para los pobres del campo y la ciudad.

No es un capricho o un negocio de satisfacción personal, es en beneficio colectivo y para uso colectivo, es para trabajar o tener un lugar para vivir, es un espacio desde donde se lucha por nuestro derecho al trabajo, a la vida y por el socialismo.

A quienes sí favorece su columna es a la burguesía agraria, estos utilizan la tierra para enriquecerse, para saquear, explotar los recursos naturales, sus palabras sólo robustecen la justificación para reprimir, deslegitimar el descontento popular, cuando el pueblo recurre a las acciones políticas de masas es porque existe un gobierno y Estado indolente, que sigue paso a paso la política del régimen para no solucionar las demandas más sentidas del pueblo.

Llamar "invasores" como lo hace en la nota citada del periódico El Heraldo de Chiapas, es una falta de respeto a la historia de México, desde hace más de 100 años existe una lucha por la recuperación de tierras que estaban en manos de terratenientes, quienes mantenían en total sometimiento a los campesinos y que en la actualidad es asediada por la oligarquía.

La lucha por la tierra no es nuevo, ni tampoco los señalamientos y la estigmatización hecha por los defensores del régimen, estos siempre buscan que al pueblo sea reprimido para proteger los intereses de una minoría voraz. La historia demuestra que la recuperación de tierras tiene su sustento y legitimidad en la lucha de los oprimidos por su liberación de la clase explotadora.

En la actualidad la burguesía agraria es quien pretende concentrar la mayor parte de tierras en México, es el capital monopolista transnacional el que se impone para despojar legal y de manera violenta al campesino o bien negar el derecho a la tierra y vivienda a los pobres de la ciudad.

Sepa señor Martínez que en la entidad no desisten los desplazamientos forzados, ejecuciones extrajudiciales, desapariciones forzadas y paramilitarismo, violaciones a los derechos humanos y crímenes de lesa humanidad asociados a la lucha y defensa por la tierra, son fenómenos que usted debe conocer, por tanto, exigimos de usted mayor seriedad en sus planteamientos, no constriña su análisis al marco legal de carácter burgués, hacerlo incurrirá una y otra vez a los caudales de la irresponsabilidad analítica y teórica.

¿Cómo legitima el actuar criminal del Estado? precisamente con sus voceros, quienes defienden sus acciones, sin argumentos sólidos sino únicamente con sofimas, elucubraciones o subjetivismos, el uso tendencioso de información y denuncias hechas por las organizaciones populares.

El gobierno chiapaneco es cobijado por un partido político cuyas siglas se dice representar los intereses del pueblo, de dialogar y resolver las necesidades de los pobres, sin embargo, en la práctica se entrevé continuidad del terrorismo de Estado, de lo distante de sus dichos con la realidad.

La pregunta que persiste es, ¿el presidente de la República está de acuerdo con el clima represivo que existe en su mandato y en la entidad chiapaneca? ¿Quiénes actúan bajo el amparo de la supuesta política de reconciliación para dar continuidad al terrorismo de Estado y la represión?

Al señor Martínez también le recordamos que en fechas recientes la represión se cebó contra comunicadores honestos, en particular del activista de Morelos Samir Flores cuya lucha como comunicador independiente guardó relación con la lucha por la tierra, hacer alusión al caso, es para ilustrar que sus dichos al no sustentarlos con objetividad científica coadyuvará a la represión.

Estamos llamados para denunciar conjuntamente las atrocidades que comete el gobierno mexicano contra el pueblo, a organizarnos de manera adecuada bajo los lineamientos de la lucha popular independiente y combativa para frenar la política represiva y evitar más despojos de tierras.

¡Por la unidad obrero, campesino, indígena y popular!
Frente Nacional de Lucha por el Socialismo

Navegar por las