A las justas demandas de los normalistas, Estado y oligarquía responden con terrorismo de Estado

, por  Chiapas , popularidad : 3%

San Cristóbal de Las Casas, a 30 de septiembre de 2016

A las víctimas del terrorismo de Estado

A los organismos defensores de los derechos humanos

A los medios de comunicación nacionales y del extranjero

A los estudiantes normalistas en el estado de Michoacán

Al pueblo en general

A las justas demandas de los normalistas, Estado y oligarquía responden con terrorismo de Estado

En el Frente Nacional de Lucha por el Socialismo (FNLS) condenamos la barbarie represiva contra la humanidad de los jóvenes normalistas en Michoacán, ejecutada por el Mando Único, ocurrida el pasado 27 y 29 de septiembre mientras realizaban acciones políticas de denuncia en la comunidad de Carapan, Michoacán.

La represión contra los estudiantes normalistas demuestra el gobierno del estado de Michoacán su servilismo a la oligarquía nacional y extranjera; devela con el actuar criminal del Mando Único la imposición a sangre y fuego de la voluntad oligarca que intenta mellar la voluntad de luchar de los jóvenes estudiantes por sus justas demandas.

El ataque contra los normalistas es otro ejemplo cuando la legalidad burguesa permite al Mando Único actuar con plena impunidad y pasar por alto el derecho de los estudiantes como el resto de los sectores en lucha a manifestar su descontento y nos indica el carácter antipopular del gobierno, su autoritarismo, además de un Estado de derecho oligárquico que nada le importa los tratados y acuerdos internacionales en materia de derechos humanos.

Por enésima ocasión el Estado mexicano representado por el poder ejecutivo federal, queda al descubierto su demagogia, ni con sus dichos ufanos que intenta colocar al país con avances políticos y económicos en medio de una crisis capitalista en México y el mundo, reprime sin miramientos a toda voz disidente, toda esfuerzo organizativo del pueblo que lucha por una vida digna, pero que el Estado mexicano con la violencia mediante sus balas asesinas, niega el derecho a la vida de la juventud proletaria y del pueblo.

Hoy existe recorte presupuestal para la educación y cultura, sin embargo son millones los que se despotrican para las fuerzas represivas que de manera infame asesinan, desaparecen, torturan, detienen arbitrariamente y desplazan de manera forzada a los pobres del campo y la ciudad.

El escenario represivo contra los estudiantes el pasado 27 y 29 de septiembre, es responsabilidad del Estado mexicano, a todas luces constituye un crimen de Estado, un crimen de lesa humanidad, es terrorismo de Estado. Es la instrumentación de los lineamientos contrainsurgentes contra un pueblo inerme y sus hijos que exigen mejores condiciones materiales para una vida digna.

Ante los saldos de la represión, preguntamos a aquellos sujetos que ufanan de periodistas o intentan escudarse en ese oficio, ¿Están satisfechos con la sangre derramada, desapariciones forzadas de manera temporal, las detenciones arbitrarias y tortura contra los normalistas? ¡Ahí tienen señores, lo que ha provocado su llamado a la represión! ustedes y el Estado mexicano como de las fuerzas represivas, son y serán los responsables inmediatos de la integridad física y sicológica de los normalistas.

Por lo tanto, los inhumanos saldos de la represión, exige del pueblo su enérgica condena, porque son hijos del pueblo que luchan por una causa justa, porque la privatización de la educación pública es una realidad, como lo es la inmensidad de casos de crímenes de lesa humanidad a lo largo y ancho del país, resultado de la política represiva y terrorismo de Estado del gobierno mexicano y la oligarquía.

A los familiares de los estudiantes normalistas, como FNLS refrendamos nuestra solidaridad incondicional. Asimismo, convocamos a las víctimas del terrorismo de Estado a sumar esfuerzos para que hombro a hombro luchemos para frenar la barbarie del Estado contra los hijos del pueblo.

Solo con la acción creadora y combativa del pueblo, con la organización y coordinación de las organizaciones populares honestas y solidarias haremos frente a los crímenes y el terrorismo de Estado para evitar más derramamiento de sangre contra el pueblo que dignamente exige justicia, así como la solución a sus justas demandas. Que no quede trinchera de lucha en denunciar este aberrante crimen.

Por todo lo anterior, la responsabilidad del artero crimen contra los normalistas son Enrique Peña Nieto y Silvano Aureoles Conejo de la integridad física y sicológica de los normalistas.

¡Alto al terrorismo de Estado contra el movimiento estudiantil popular!

¡Libertad a los presos políticos detenidos el pasado 27 de septiembre!

¡Libertad inmediata de todos los presos políticos y de conciencia del país¡

¡Alto a la militarización y paramilitarización del país!

¡Por la unidad obrero, campesino y popular!

Frente Nacional de Lucha por el Socialismo

Navegar por las