Denuncia pública: Guardia Nacional y elementos de seguridad privada amenazan a nuestros compañeros

, por  Ciudad de México , popularidad : 5%

Ciudad de México a 22 de septiembre de 2022
A los medios de comunicación
A los organismos defensores de los derechos humanos
Al pueblo en general

Hechos:
El día de hoy, una comisión de compañeros que permanecen en plantón indefinido frente a la Suprema Corte de Justicia de la Nación se dirigió a las afueras del metro de la Central Norte para realizar tareas de información y denuncia pública.

Alrededor de las 11:20 de la mañana, elementos de seguridad privada de la Central Norte que se identificó como Eduardo Flores Castro, una mujer más que no se quiso identificar trabajadora de la Central Norte, un elemento de la Guardia Nacional (GN) de nombre Giovani Fernal Jiménez quien se mostró más agresivo y en seguida dos elementos más de seguridad privada quienes llegaron con un Kuter con la intención de quitar nuestras mantas colgadas en una de las bardas.

El de la Guardia Nacional fue quien en todo el tiempo estuvo a punto de empuñar su arma, amenazó con llamar a más elementos de la GN para desalojar.

Entre el diálogo, estos elementos de seguridad privada llegaron incluso a empujones para desplazarnos del espacio bajo el discurso de que es un espacio privado y que allí no podíamos permanecer. Al final llegamos al acuerdo de movernos unos metros del punto, particularmente, mover nuestras mantas.

Después de todo esto llegaron dos funcionarios de Gobierno de la Ciudad de México de Atención Ciudadana. Que ya nos ubican, preguntó sobre los avances con la Suprema Corte, que si teníamos alguna dificultad. Se le informó de las amenazas.

Denunciamos el hecho porque en cada espacio, elementos de distintas corporaciones incluida elementos de seguridad privada evitan siempre nuestra protesta bajo el argumento de que son espacios privados. Si es así, la presencia de la Guardia Nacional y militares en las calles están para proteger los intereses del capital privado, salvaguardar los intereses empresariales como hoy lo volvemos a atestiguar.

La actitud de la Guardia Nacional no fue la de proteger el pueblo que protesta y se organiza, por tal razón, preguntamos ¿Quién es pueblo para el gobierno? ¿Aquellos que nos organizamos por nuestro derecho a la justicia y verdad no somos pueblo? Porque en el discurso gubernamental dice que la Guardia Nacional esta para cuidar el pueblo, pero lo que vivimos refleja todo lo contrario.

Constituye también un hecho que impide el libre ejercicio del derecho a la protesta y libre manifestación, elementos de seguridad privada, pública o castrense, se encargan a coartar este derecho a través de actos coercitivos.

Hacemos un llamado al Gobierno de la Ciudad de México a abstenerse en el cometido de violaciones a los derechos humanos, a no coartar el derecho a la protesta popular, porque la represión no son hechos que abonen a la paz y la justicia.

Fraternalmente

¡Con represión, no hay transformación!
¡Por la unidad obrero, campesino, indígena y popular!
Frente Nacional de Lucha por el Socialismo

Navigation