Boletìn de prensa sobre movilización en la Ciudad de Ocosingo, Chiapas, por el FNLS

, por  Chiapas , popularidad : 2%

Condenamos las declaraciones que hizo Aurelio Nuño en tono amenazante hacia la base magisterial, de despedir a miles de maestros, y hacemos el llamado a esa base a actuar de manera combativa, pero sobretodo de manera organizada para hacer frente al Estado y defender los derechos sindicales-laborales.

Ocosingo, Chiapas, a 16 de mayo de 2016

A los medios de comunicación nacionales e internacionales
A las organizaciones hermanas y solidarias
A los organismos defensores de los derechos humanos
Al pueblo de Ocosingo
A los pueblos, ejidos, comunidades y colonias populares
Al magisterio democrático en lucha
Al presidente municipal de Ocosingo
A la opinión pública

Nuestro Frente Nacional de Lucha por el Socialismo (FNLS) nuevamente sale a las calles para denunciar las pésimas y deplorables condiciones en la que se encuentran los pueblos, comunidades, ejidos, colonias populares, producto de la aplicación de un régimen neoliberal y terrorismo de Estado, que a diario nos orilla a la proletarización material, al pauperismo, y al mismo tiempo ocasiona desplazamientos forzados, despojo de tierras, crímenes de lesa humanidad como las ejecuciones extrajudiciales, asesinatos políticos y detenciones desapariciones forzadas.

Los que ahora estamos presentes movilizándonos denunciamos:

  • La actitud que han mantenido la Comisión Federal de Electricidad (CFE) en sintonía con las autoridades federales, estatales y municipales, al dedicarse a sangrar al pueblo exigiendo altas tarifas por el consumo de energía eléctrica.
  • En las casas donde apenas tienen 1 ó 2 focos llegan recibos de consumo que rebasan los $ 500.00, $,1000.00 hasta los $ 1000,000.00, cantidades por demás exageradas, que raya en el cinismo porque todos sabemos que no corresponden al consumo real, mucho menos con el uso de unos focos de luz o algunos aparatos eléctricos.
  • Las amenazas constantes de la CFE y del presidente municipal en contra del pueblo, de los consumidores de energía, de arrestarlos para imputarles condenas de varios años de cárcel sino pagan de inmediato supuestos adeudos que llegan hasta $200,000.00.
  • La extorsión de algunos directivos de la CFE, mediante el envío de notificaciones jurídicas para obligar a los consumidores a cubrir un adeudo que no consumieron, a través de la coacción de firmar convenios de pago, de tal manera que los consumidores se convierten en deudores y clientes cautivos para exprimirle el poco recurso económico que se ganan al día, un robo descarado y en vista de las autoridades municipales y estatales, que se prestan a tal propósito sumándose a la complicidad.
  • Es del dominio público que las empresas transnacionales y de la oligarquía mexicana, la CFE no le cobra los grandes consumos de energía, a pesar de tener cadenas de tienda y factorías, bodegas y casas particulares.
  • Se realizan “apagones” provocados por la misma CFE, y cuando se solicitan los servicios de mantenimiento y reparación, los niegan, condicionándonos a cubrir adeudos exagerados que no hemos consumido. Las consecuencias de ésta situación han sido la descomposición de algunos aparatos electrónicos y pérdida de alimentos refrigerados. Y a su vez, el robo de cableado de los empleados de la CFE como forma de represión.
  • Algunas comunidades que hemos estado en resistencia a los altos cobros de la energía eléctrica, hemos sido condicionados a pagar los supuestos adeudos, mediante la presión y el chantaje de las dependencias de gobierno al exigirnos el comprobante del último recibo de pago de consumo de energía eléctrica, una medida represiva cuyo objetivo es hacer que desistamos de la lucha y de nuestras formas de organización.
  • La artimaña actual de la CFE con la reforma energética, es darle de baja a los contratos con el pretexto de tener adeudos y así obligar a la gente a hacer un nuevo contrato y de esa manera desorganizar a la gente que están en resistencia. Lo que nos convierte en un perpetrador de un delito, al dejarnos en la ilegalidad, es la criminalización de nuestras formas de organización independiente.
  • La artimaña actual de la CFE con la reforma energética, es darle de baja a los contratos con la CFE con el pretexto de tener adeudos y así obligar a la gente a hacer un nuevo contrato y de esa manera desorganizar a la gente que están en resistencia. Lo que nos convierte en presuntos perpetradores de un delito, al dejarnos en la ilegalidad, lo que constituye la criminalización de nuestras formas de organización independiente.

Esta situación contrasta con la capacidad que tiene nuestra entidad para producir la energía eléctrica, de donde se abastecen otras entidades y del vecino país de Guatemala, cuya problemática obedece a la privatización en marcha de la paraestatal CFE, que a partir de la continua incorporación de la iniciativa privada en la producción, distribución y comercialización del energético, se carga sobre las espaldas del pueblo trabajador el consumo que realizan las empresas de la oligarquía nacional y extranjera. Al pueblo se le cobra lo que consumen las grandes empresas de capital nacional y transnacional, que se convierte en ganancia para ellos y desgracia social para los sectores populares.

La CFE es una paraestatal de nombre, ya que en esencia se ha convertido en una figura que disfraza la privatización de la actividad productiva del energético, y en la medida en que progresa la privatización se ensaña contra la propia base trabajadora, sucediéndose continuos despidos, cancelación de derechos laborales y sindicales, colocándolos en la indefensión jurídica y política y en la pauperización; de ahí el llamado a sumarse a la exigencia de los pueblos y comunidades, de hermanarnos en la identidad de clase que nos vincula, y evitar que sean usados como carne de cañón en contra de sus hermanos de clase.

A esto se suma el progresivo proceso de privatización del servicio de salud, cuyas causas obedecen esencialmente a las mismas políticas neoliberales, a partir de la necesidad de la burguesía de sus altas tasas de ganancia y de superar la crisis que se profundiza, lo que ha convertido el servicio de salud en una mercancía, y en el transcurso de su privatización se han provocado un sin fin de flagelos y desgracias sociales, que tienen su símil en las regiones africanas.

En esta región se observa:

  • Desabasto de medicamentos de todo tipo, lo que obliga a los pacientes a costear por sus propios medios los medicamentos y materiales de curación.
  • Atención deficiente, como resultado de la falta de especialistas como urología, psiquitría, pediatría, ginecología, por mencionar algunos, y esto a su vez causado por la política de desmantelamiento del sector salud desde el Estado por mandato oligárquico, para generar las condiciones ideales a las empresas o iniciativa privada que ya operan en torno a los servicios de salud, tanto en atención médica como en la producción de fármacos; grandes firmas de laboratorios transnacionales son las beneficiadas de éste régimen neoliberal.
  • Médicos y personal de enfermería laboran en condiciones propias del siglo XIX, sin equipos y materiales de análisis para estudio de cuerpo y órganos, lo que dificulta en muchas ocasiones un diagnóstico certero. Problema que se agudiza con la represión laboral, administrativa y judicial de la que son objeto el personal que labora en todas las instituciones del sector salud, cuando se han decidido exigir mejores condiciones laborales.
    Estas situaciones han dado como consecuencias desgracias para el pueblo, ya que quienes acuden a estas instituciones son los sectores del pueblo, campesinos, obreros, amas de casa, todos los asalariados, y es sobre la condición física y psicológica de nosotros donde descasan las decisiones políticas en torno a la privatización del servicio de la salud. ¿O cuándo hemos visto que un cacique local, un oligarca o funcionario de alto nivel se atienda médicamente en las instituciones “públicas” de salud?
  • Cada vez aumentan los casos de mujeres embarazadas que se ven obligadas a parir en banquetas, salas de espera o automóviles, ante la falta de capacidad de las instituciones de salud, debido al abarrotamiento que tienen diariamente.
  • Muerte por enfermedades curables y males de la pobreza. Un sinnúmero de casos que se sitúan en su origen socioeconómico, personas que están mal nutridas, y que son atendidas sólo con analgésicos.
  • Muchos casos de diabéticos que se agravan física y anímicamente y convalecen en sus casas, esperando la muerte, ante la falta de unas insulinas, metforminas o glibenclamidas.
  • No existe una atención especializada del cerebro como órgano, que se traduce en la nula atención a los trastornos mentales ocasionados por el ritmo de descomposición social, producto de la vorágine del capitalismo, sin medicación ni atención médica especializada. Por las calles se ven transitar a todas horas, personas con gravísimas afectaciones neuronales y de personalidad, como si fuese el limbo, esperando por casualidad ser rescatados o socorridos por la muerte.
  • Es del dominio público, que la unidad médica del ISSTECH están trabajando al mínimo, donde a pesar de que los derechohabientes se les descuenta de su salario por concepto de gastos médicos, dicha unidad médica no puede atender la demanda en cantidad y calidad debido al desfalco y política de privatización provocada desde las estructuras gubernamentales. Personal médico, de enfermería, de limpieza, trabajan sin recibir el salario en tiempo y forma, como forma para obligarlos a renunciar, pero la moral hipocrática ha sido la que ha prevalecido en estos meses de negligencia administrativa y gubernamental. El nulo financiamiento ha desembocado en sufragar gastos producto de la atención médica, estudios especializados y adquisición de medicamentos, lo que equivale a un servicio privado de salud. Fenómeno que no es privativo de ésta región, sino la regla que confirma la situación de la mayoría de las unidades médicas.
  • Es la misma situación en la que se encuentran la clínica del IMSS, de la Secretaría de Salud (popularmente llamado 20 Camas), Centros de Salud, clínicas rurales, donde los pacientes macilentos regresan a sus patíbulos en las mismas condiciones, fiel reflejo de la contradicción entre el desarrollo de las fuerzas productivas y su nulo alcance por parte del pueblo, ante el dominio del capital que priva de los avances a los sectores populares: quien no tiene los medios no puede atenderse médicamente, resignándose a una muerte lenta, prolongada y tortuosa en algunos casos.
    La privatización del servicio de salud, de los energéticos e hidrocarburos, constituyen la aplicación del régimen neoliberal, respaldada en la reformas neoliberales impuestas por el legislativo y el mafioso Pacto por México desde el 2012 a punta de represión policiaca-militar, como necesidad actual del capitalismo mundial en su fase imperialista, que continua provocando desgracias y flagelos para los pueblos y comunidades, para todos los sectores populares, y que se convierten en una situación alarmante porque se agudiza desde el momento en que el Estado aplica su política de terror contra los esfuerzos organizativos, como lo ha hecho contra nuestro FNLS, por mencionar algunos:
  • Detención desaparición del compañero Fidencio Gómez Sántiz.
  • Asesinato del compañero Héctor Sántiz López.
  • Intento de ejecución extrajudicial de los compañeros: Matías Flores, Jesús Reyes, Rubicel Hernández, Jorge Daniel, Emilio Morales, Mauricio Gómez.

Por ello, exigimos:

  1. Una tarifa única preferencial de $ 20.00 bimestrales
  2. Mantenimiento de postes y cableado de las instalaciones eléctricas en colonias, pueblos y comunidades.
  3. Mantenimiento de los centros de salud, clínicas y hospitales, así como financiamiento desde el gobierno estatal de cada una de estas instituciones para pago de salarios, adquisición de equipos médicos y abastecimiento de medicamentos.
  4. Presentación con vida del compañero Fidencio Gómez Sántiz, Edmundo Reyes Amaya y Gabriel Alberto Cruz Sánchez.
  5. Alto a la represión laboral, sindical, administrativa y judicial a los sindicatos y asalariados.
  6. Presentación con vida de todos los detenidos desaparecidos.
  7. Juicio y castigo a los responsables de los asesinatos, crímenes de Estado cometido recientemente contra el pueblo en meses anteriores.
  8. Fuera las corporaciones policiacas, desmantelamiento del mando único, retorno del ejército a sus cuarteles, por ser responsable de los crímenes de lesa humanidad y represión hacia el pueblo.
  9. Desarticulación y reubicación del grupo paramilitar “Los Petules”.

Enviamos un saludo al magisterio democrático en lucha, que acaba de iniciar una jornada de movilizaciones en defensa de sus derechos laborales y sindicales, en contra de la reforma educativa neoliberal, expresándoles que nos solidarizamos con su causa y estamos prestos a la acción de manera conjunta, ante la pretensión del Estado de desatar la represión.

Condenamos las declaraciones que hizo Aurelio Nuño en tono amenazante hacia la base magisterial, de despedir a miles de maestros, y hacemos el llamado a esa base a actuar de manera combativa, pero sobretodo de manera organizada para hacer frente al Estado y defender los derechos sindicales-laborales.

¡Presentación con vida de todos los detenidos desaparecidos!
¡Alto al terrorismo de Estado!
¡Alto a las ejecuciones extrajudiciales y asesinatos políticos!
¡Por la defensa de la educación pública, gratuita, científica y popular!

¡Por la unidad obrera, campesina y popular!
Frente Nacional de Lucha por el Socialismo

Navegar por las