Persiste una política omisa de la Secretaría de Gobernación para atender las demandas de nuestra organización

, par  Ciudad de México , popularité : 1%

Ciudad de México a 12 de octubre de 2020

A la opinión pública

La negativa y omisión de funcionarios de la Secretaría de Gobernación (SEGOB) para atender nuestras demandas sigue presente, no hay compromiso serio para establecer una mesa de trabajo que coadyuve generar soluciones reales a la realidad existente de violaciones a los derechos humanos en Chiapas y Michoacán. La temporalidad en la que se extienda una injustica, es la misma que será de acciones políticas de masas.

Foto. Funcionarios de la SEGOB que se acercaron al plantón.

Durante la instalación del plantón “Demanda pendiente : presentación con vida de los detenidos desaparecidos y libertad a los presos políticos”, los funcionarios Leopoldo Velarde y Horacio Toledo, adscritos a la Unidad de Apoyo al Sistema de Justicia de la SEGOB, dialogaron con la comisión de negociación del FNLS para que les sean expuestas nuestras demandas, mismas que ya son de conocimiento de esa dependencia, desde la titular, la Lic. Paulina Téllez Martínez.

Resulta inadmisible la maraña burocrática que existe en estas instituciones, porque uno de sus argumentos de peso para insistir es que a sus manos no llegan las solicitudes que son presentadas en la oficialía de partes de la SEGOB, lo que señala la indolencia de funcionarios que no ven prioritarias las necesidades de justicia para los presos políticos y la presentación con vida de los detenidos desaparecidos.

Sugerir que una actividad de protesta es como llegar a un hogar de visita de imprevisto y que por ello no es posible que haya atención es un absurdo. El Lic. Leopoldo olvida o es omiso de que fue su colega de funciones, el Lic. Bernardo Barreda Trevilla y la Lic. Paulina Téllez se comprometieron a establecer mecanismos para la presencia de la Dra. Olga Sánchez Cordero en la instalación de una mesa de trabajo formal con el FNLS.

¿Por qué ese trato diferencial ? ¿A qué se debe que a unas manifestaciones recibe con rapidez y para otras la indolencia y burocratismo ? ¿Qué es lo que debemos realizar las masas organizadas para hacernos escuchar, si los canales institucionales están cerrados ? Son varias interrogantes que fueron planteadas a los funcionarios, por ello, nuestra actividad de protesta no tiene ninguna comparación con un acto intransigente.

¿Es mucho pedir que un funcionario que es el encargado de los asuntos políticos en el país reciba una comisión de la organización ? ¿O es que simplemente nuestras demandas no van a ser atendidas ? Eso es lo que queremos dilucidar, para que quede establecido que en los tiempos que aseguran funcionarios que hay transformación, el pueblo organizado recibe el trato criminalizador e intolerante.

Disposición a dialogar siempre ha existido, prueba de ello son las reuniones establecidas con distintos funcionarios, entre ellos, el Lic. Antonio Rodríguez, Lic. Ernesto Fonseca, Lic. Bernardo Trevilla y la Lic. Paulina Téllez, sólo por mencionar las últimas ocasiones. Todos aseguran tener el aval de la responsable de la política interna del país, sin embargo, todas estas reuniones tuvieron un resultado infructuoso.

No es necedad lo que nos motiva a desarrollar un plantón en las instalaciones de una institución como la SEGOB, es el deseo real de que nuestras demandas sean atendidas, de ver a nuestros compañeros presos injustamente en libertad, pero no por ello vamos a caer en el juego de la simulación, porque en eso se traduce la atención sin soluciones.

Suponer que no es prioridad la libertad de nuestros compañeros y el cese a la represión contra nuestras comunidades es una maniobra perversa. Tan es nuestra prioridad que desde el primer momento ejercimos nuestro derecho a protestar cuando la integridad de los compañeros estuvo vulnerada con la desaparición forzada, en el ejercicio de diversos recursos jurídicos para su defensa, mismos que son nulificados por distintas tretas de fiscales y jueces por consigna.

Si al interior de la dependencia no fluye la comunicación o existe una actitud soterrada de generar el descontento de las masas trabajadoras, eso es algo que la dependencia debe resolver, no es un asunto que pase por la atención de quienes exigen justicia. La promesa y la palabra está empeñada, en este sexenio no habría represión, ni presos ni persecución política, contrario a ello, gobiernos como el de Chiapas y Michoacán son distinguidos por su vocación criminal y profascista.

Son tiempos convulsos, un virus agreste amenaza la integridad de la humanidad, empero, eso no debe ser motivo para condenar a los presos a pasar el tiempo privados de su libertad sin motivo alguno. El riesgo de contagio es real, pero todo eso pasa por el rigor científico, y la verdad es que el hambre y la miseria han causado más muertes que el microscópico patógeno.

Ni intransigencia ni actos catárticos. Nuestra actividad está enmarcada en las libertades políticas consagrados en la Carta Magna, cualquier condicionante para dejar de ejercer la protesta, será el indicativo la característica de un gobierno autoritario que niega el derecho de la protesta.

Atentamente
¡Libertad de todos los presos políticos !
¡Presentación con vida de todos los detenidos desaparecidos !
Por la unidad, obrero, campesino, indígena y popular

Frente Nacional de Lucha por el Socialismo

Navigation