El compañero Leobardo Reyes Meza no es un delincuente, es un luchador social con convicciones de lucha

, por  Ciudad de México , popularidad : 2%

Ciudad de México a 3 de julio de 2020

A la opinión pública

El luchador social no es un delincuente, mucho menos un cobarde, es un sujeto político con convicciones ideológicas, está convencido de la necesidad de organizarse y luchar por mejores condiciones vida, de manera crítica comprende que vivimos en un país con desigualdad social, explotación económica y opresión política, por lo que la superación cualitativa del régimen es una necesidad política para él.

El Frente Nacional de Lucha por el Socialismo (FNLS), lo integramos hombres y mujeres conscientes, desde profesionistas, estudiantes, académicos, campesinos, indígenas, en sí diversos sectores del pueblo trabajador, explotado y oprimido, así es como el compañero Leobardo forma parte de él, su trayectoria de lucha nos describe la calidad moral y política de nuestro compañero de lucha.

El compañero Leobardo Reyes Meza de 57 años de edad, fue detenido de manera arbitraria el 29 de junio de 2020, aproximadamente a las 15:30 horas por elementos de la policía municipal de Tzintzuntzan en coordinación con la Policía Michoacán; víctima de desaparición forzada por más de tres horas, negado a sus familiares y presentado hasta las 19:00 horas de la noche en la Fiscalía General del Estado (FGE). A las 21:43 horas del mismo día, es trasladado en helicóptero al CERESO David Franco Rodríguez, conocido como Mil Cumbres de Morelia, Michoacán.

Luchador social y deportista, originario de la comunidad indígena de Ihuatzio, municipio de Tzintzuntzan, hablante de la lengua purépecha. Es padre de familia de cinco hijos, uno de ellos menor de edad; integrante del Frente Nacional de Lucha por el Socialismo (FNLS), profesor del nivel de Educación Indígena y militante de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) en la sección XVIII, Michoacán. Siempre se ha destacado por sus ideales en defensa de los derechos del pueblo, actitud correcta ante la vida, el deporte y el trabajo.

Desde temprana edad se destacó por ser un incansable luchador social, por la justicia y la democracia en los tiempos de los gobiernos priistas. A finales de los años 80 del siglo pasado fue participante activo en las jornadas de protesta contra el fraude electoral ante la imposición de Carlos Salinas de Gortari.

Debido al fraude surgió la indignación en el Frente Democrático Nacional (FDN), proceso que dio vida al PRD. El compañero promovió la formación de ese partido político desde su fundación en su comunidad y pueblos de su municipio, eran esos tiempos en los que el pueblo creyó en un cambio a través de este partido político.

La lucha continuó, durante las elecciones en Michoacán a la candidatura para gobernador, estaban como candidatos Cristóbal Arias Solís por el PRD y Eduardo Villaseñor por el PRI, éste último empresario de la zona agrícola de La Piedad, Michoacán. Tiempo en que nuevamente se da un fraude electoral, en 1992 declaran como triunfador a Villaseñor, lo que generó indignación en el pueblo, denunciaron ese hecho, exigían anulación de las elecciones y la renuncia del gobernador impuesto. En esta etapa el compañero Leobardo destacó por su combatividad en la lucha contra el fraude electoral.

En el magisterio, promovió junto con otros de sus compañeros el sector IX de Educación Indígena, es cofundador de este espacio sindical en donde ha desempeñado su loable labor en defensa de los derechos laborales, sindicales y en pro de la niñez indígena. Así fue como la base del sector de educación indígena lo elige como Secretario de Organización del Sector IX de educación Indígena de la sección XVIII del SNTE en el período de 1995-1998.

Es importante mencionar que a principios de los años 90 del siglo pasado, los esfuerzos por construir una organización del pueblo fuera de los marcos institucionales fueron varios, uno de ellos fue la conformación del Frente Indígena, Campesino, Independiente de Michoacán (FICIM); posteriormente, en 1995 con la finalidad de evidenciar las injusticias en las comunidades indígenas, participó en la conformación de la Organización Indígena y Campesina (OIC) en la meseta purépecha, evento de conformación que se realizó en la comunidad indígena de Arantepacua.

En 1999 fue Jefe de Tenencia de la comunidad de Ihuatzio, tiempo en el que luchó por mejorar las condiciones de vida de los miembros de su comunidad, en ese tiempo decidió luchar por los derechos indígenas; convocó a los pueblos de la región del lago de Pátzcuaro para organizarse y defender los derechos indígenas. También fue coadyuvante en la organización del III Congreso Nacional Indígena realizado en la comunidad indígena de Nurío, Michoacán del 2 al 4 de marzo de 2001.

En el año 2001 se conformó la Organización Campesina, Indígena y Popular “Ricardo Flores Magón” en Michoacán organización popular que hoy es parte del Frente Nacional de Lucha por el Socialismo (FNLS). Fue participe de la campaña contra el paso de la ultraderecha en Michoacán, por defender el respeto a la voluntad popular fue hostigado.

A nivel nacional fue fundador y participante del Frente Amplio por la Construcción del Movimiento para la Liberación Nacional (FAC-MLN) a mediados de los años 90; este esfuerzo organizativo es el antecedente del Frente Nacional de Lucha por el Socialismo (FNLS), organización conformada los días 5 y 6 de mayo de 2006 en la ciudad de San Cristóbal de Las Casas, Chiapas, acto al que asistió el compañero.

Es uno de los promotores de la lucha por la presentación con vida de los detenidos desaparecidos, en específico la de los revolucionarios Gabriel Alberto Cruz Sánchez y Edmundo Reyes Amaya, desaparición forzada cometida en el año 2007 en la ciudad de Oaxaca, Oaxaca. Tiempo en el que nunca dudó en abrazar la demanda para exigir justicia. Desde ese tiempo a la fecha no ha dejado de luchar por sus derechos y libertades políticas, principio político que aprendió en la organización popular e independiente.

El gobierno de Silvano Aureoles Conejo detiene al compañero Leobardo Reyes Meza por sus ideas políticas y por su participación en las luchas populares, contra la injusticia social y por un México donde no exista la desigualdad social. El gobierno estatal que hoy lo detiene bajo las banderas del PRD, es el mismo que en el período de 1988-1994 enarboló las banderas de lucha y por ello fue objeto de hostigamiento por el PRI; hoy irónicamente un gobierno perredista lo encarcela, lo que confirma, una vez más que es un partido político que desde hace años se alejó del pueblo y es cercano a los intereses empresariales.

La política del gobierno de Michoacán es la represión, la ejecuta contra quienes exigen el cumplimiento de los derechos del pueblo, encarcela a quienes luchan por mejorar sus condiciones de existencia, educación y trabajo. Ayer detuvieron y encarcelaron a los normalistas, hoy lo hacen contra nuestro compañero, ¿así quieren que el pueblo vote?

Luchar por la educación, por el trabajo para el pueblo, por la democracia sindical no es sinónimo de delincuente. Poco a poco las cárceles albergan a nuevos luchadores sociales, sobre todo en un gobierno que dice defender al pueblo, expresiones que desde Palacio Nacional se convierten en demagogia.

En México lo mismo se encarcela a defensores de los derechos humanos, abogados, sindicalistas, defensores de la tierra, a los que exigen la presentación con vida de los detenidos desaparecidos y quienes exigen la libertad de los presos políticos. El respeto a los derechos humanos es una quimera, en los hechos existe la criminalización de la protesta popular y la conculcación de los derechos y libertades políticas.

En reiteradas ocasiones hemos solicitado el derecho a audiencia con el gobierno federal, la cual, se nos ha negado; producto de la movilización y la exigencia popular se han acercado funcionarios que sólo simulan mostrar interés a las peticiones que hacemos, pero en los hechos no hacen nada para entablar esa mesa de diálogo. La lucha por la libertad de los presos políticos es larga, no vamos a dejar de exigir su libertad, mientras en las cárceles permanezcan los luchadores sociales, defensores de los derechos humanos o las voces críticas al régimen las razones de luchar continuarán hasta lograr su libertad. ¡PRESOS POLÍTICOS, LIBERTAD!

Atentamente
Frente Nacional de Lucha por el Socialismo
FNLS

Navigation