Ante la represión, la movilización: si tocan a uno, tocan a todos

, por  Chiapas , popularidad : 2%

Chiapas a 26 de mayo de 2020

A los organismos defensores de los derechos humanos

A los medios de comunicación

Al conjunto del movimiento popular

Al pueblo en general

Ante la represión, la movilización: si tocan a uno, tocan a todos

El Frente Nacional de Lucha por el Socialismo, condena enérgicamente cualquier acto de represión en contra de quienes ejercemos nuestro derecho a la protesta en tanto que el gobierno actual perpetúa la impunidad y las injusticias contra el pueblo organizado y no organizado. Nuestros compañeros que despliegan su combatividad en el estado de Michoacán para exigir la libertad de nuestros compañeros presos en Chiapas, en estos momentos son víctima de una latente represión de parte del gobierno de Silvano Auroles Conejo.

El FNLS encuentra su legítimo derecho a la manifestación ante la cerrazón gubernamental, injusticias e impunidad que prevalece en el país, particularmente contra nuestros compañeros presos injustamente en las cárceles de Chiapas. Ante cualquier represión en contra de quienes exigimos la solución a demandas justas, la responsabilidad recae ineludiblemente en el gobierno actual.

No existe ningún argumento de parte del gobierno para desalojar a nuestros compañeros más que su vocación represiva, si el carácter del gobierno es antipopular no va a titubear para usar la fuerza policíaca militar para reprimir un descontento. Para ellos les es más redituable reprimir que solucionar las exigencias de justicia por la presentación con vida de los detenidos desparecidos y libertad de los presos políticos, si la intención es someter al pueblo organizado, lo hará en medio de la contingencia o sin ella.

La movilización que emprendemos en distintas regiones del país se debe a la magnitud de la impunidad que priva en la actualidad. Tan solo en el estado de Chiapas, la represión es constante contra el conjunto del descontento popular que desencadena graves violaciones a los derechos humanos; desaparición forzada, ejecuciones extrajudiciales, tortura, detenciones arbitrarias que son perpetrados en el contexto del fortalecimiento del Estado policíaco militar.

Qué espera el gobierno mexicano ¿Qué el pueblo se quede inerme ante tantos crímenes perpetrados como parte de la violencia institucional? el pueblo debe mantener la organización y la protesta popular combativa aun y a pesar de la contingencia sanitaria, porque una injusticia, una tortura, un encarcelamiento injusto y la represión contra vendedores ambulantes es una muerte lenta que se equipara al daño que causa una política de salud donde cada trabajador debe esperar ser atendido horas, días, semanas o meses.

De qué justicia puede hablar el gobierno federal, que sana distancia es saludable si los actos represivos es política de gobierno con víctimas que cada día van en aumento. El pueblo tiene el derecho de protestar en un contexto como éste, adverso siempre para las masas trabajadoras, porque si no muere del covid-19, muere por otras enfermedades curables.

La represión es vil porque éste representa un mandato gubernamental donde su objetivo es infligir un daño para someter una exigencia justa. Es simple, el gobierno no tendrá protesta el día en que se garantice los derechos humanos del pueblo en general y no al de las cámaras empresariales que son quienes exigen la represión contra el descontento popular.

En este tenor, el gobierno federal conoce de nuestras exigencias, sabe de la represión masiva y selectiva que el gobierno de Rutilio Escandón comete contra el conjunto del movimiento popular en Chiapas, tiene presos a nuestros compañeros Javier González, Armando Hernández, Venturino Torres, Asunción Gómez sin ninguna culpa. Un funcionario del gobierno federal quedaba desconcertado por el caso Javier González y comento: “el debió salir en la primera semana de su detención”.

Está por cumplir un año de su detención arbitraria y nuestro compañero Javier como el resto el gobierno de Chiapas los mantiene como rehenes políticos ¿Eso no representa una injusticia? ¿Debemos permanecer callados y esperar inmóviles a que la justicia divina del gobierno actual un día llegue sobre nuestros compañeros? Es claro que el gobierno actual no tiene voluntad política de atender las demandas del pueblo, sino reprimirlas.

Ante cualquier agresión a nuestros compañeros que nos encontramos en la exigencia de justicia, presentación con vida de los detenidos desparecidos y libertad de nuestros compañeros presos por razones políticos en Chiapas, es responsabilidad del gobierno de Silvano Aureoles Conejo y del Ejecutivo federal a cargo de Andrés Manuel López Obrador.

Combativamente

¡Libertad de nuestros compañeros Javier, Armando, Venturino, Asunción Gómez, Juan Días y Rosa del Carmen Hernández!

¡Presentación con vida de nuestro compañero Fidencio Gómez y la de los dos luchadores sociales Gabriel Alrberto Cruz Sánchez y Edmundo Reyes Amaya!

Frente Nacional de Lucha por el Socialismo

Navigation