¡PROLETARIOS DE TODOS LOS PAISES UNIOS! ANTE LA CRISIS ESTRUCTURAL CAPITALISTA, EL LLAMADO DE MARX Y ENGELS SIGUE VIGENTE

, por  Michoacán , popularidad : 3%

Michoacán, México, 1 de mayo de 2020
¡PROLETARIOS DE TODOS LOS PAISES UNIOS!
ANTE LA CRISIS ESTRUCTURAL CAPITALISTA, EL LLAMADO DE MARX Y ENGELS SIGUE VIGENTE

El legado de Marx y Engels, es un llamado combativo a los obreros del mundo a unirse contra el sistema opresor y explotador, legado que retoma el insigne revolucionario Vladimir Ilich Lenin quien dirigió y llevó a la victoria al proletariado ruso en octubre de 1917, hoy las consignas de los fundadores del marxismo siguen vigentes en tiempos de la continua recesión en la crisis estructural del capitalismo que aún no ha tocado fondo, el legado de los maestros de la revolución proletaria está vigente en la continua lucha de clases en el país y a nivel internacional.
Marx nos convoca a todos los proletarios a manifestarnos combativa y solidariamente, los comunistas del mundo en el Siglo XX lo retoman y es cuando el Primero de Mayo surge como una acción internacional para romper las cadenas que atan a los trabajadores del mundo. Hoy a los proletarios se nos convoca a fraguar día con día la organización clasista, que el Primero de Mayo no quede sólo como una “remembranza histórica del surgimiento del proletariado” sino a llevar a la práctica el papel histórico que como clase revolucionaria toca desarrollar así como denunciar las vilezas de un sistema oprobioso que destruye de diversas formas a la humanidad.
El primero de mayo de 1886, el proletariado en diversos países se manifestó contra la explotación económica y opresión política capitalista, en Norteamérica el movimiento obrero expresó combativamente su inconformidad ante las condiciones inhumanas de explotación y de miseria por las cuales eran (y son aún) sometidos.
Desde esta fecha, en el contexto mundial el proletariado acumula fuerza y experiencia, los legados políticos, económicos y filosóficos de Marx y Engels le dotaron de una estrategia y táctica para aniquilar al capitalismo, décadas después, las luchas proletarias rendirían fruto con las revoluciones socialistas que cimbraron el siglo XX, hoy en el siglo XXI, los países socialistas son bastiones de libertad, justicia y democracia socialista, son ejemplo a emular y la muestra de que la transformación de la sociedad bajo la dirección del proletariado es posible.
En la actualidad el proletariado es obligado a vivir en la miseria, bajo un contexto de explotación económica cada vez más lacerante, en México bajo el gobierno de la autodenominada “Cuarta Transformación”, los trabajadores mexicanos continuamos siendo víctimas de la avaricia de la oligarquía financiera e industrial, la cual pone en acción más mecanismos para anular los derechos laborales, negar el pago de salarios y prestaciones y obligarnos a trabajar bajo condiciones cada vez más degradantes e inhumanas.
La prueba de ello es la reforma a la Ley Federal del Trabajo llevada a cabo en mayo de 2019 a exigencia del imperialismo estadounidense a través del T-MEC, reforma sobre la cual se despoja a los trabajadores de más derechos y se trata de eliminar el sindicalismo como instrumento y herramienta proletaria de lucha contra la explotación capitalista.
El panorama para el proletariado no puede ser más sombrío y ominoso, en Estados unidos, centro del capitalismo mundial ya hay más de 22 millones de trabajadores despedidos tan solo en el periodo del 18 de marzo al 10 de abril de este año (La Jornada, 30 de abril 2020).
En México la contingencia sanitaria del COVID-19 es usada para ocultar que la actual crisis estructural del capitalismo es producto de la contradicción entre el capital y el trabajo, mientras los multimillonarios burgueses incrementaron su fortuna a 282 mil millones de dólares, miles de proletarios son lanzados a las calles bajo pretexto de la contingencia, a las filas del desempleo y condenados a la inmundicia y por lo tanto, a perecer de hambre.
La pandemia mediática del COVID-19 lejos de ser una contención sanitaria, se trata de todo un conjunto de medidas profascistas, de anticrisis y con un carácter de clase para obligar a los trabajadores a cargar con las consecuencias de ese sistema capitalista que se encuentra en un grado decadente, por lo que el confinamiento de los trabajadores tiene un claro propósito y matiz político.
Pese al manejo mediático sobre la pandemia, la tracción hacia el proletariado sigue en marcha, los diversos partidos políticos electoreros para complacer a la burguesía justifican la modalidad de explotación conocida como el “outsourcing”; por otro lado, el despojo de tierras a las comunidades campesinas e indígenas se incrementa, los presos políticos continúan como rehenes de Estado para hacerlos desistir de la defensa de las tierras comunales y ejidales.
La represión como política de gobierno en los tres niveles es la respuesta a las demandas populares, a través de la bota policíaco militar, para muestra un botón, la reciente represión contra los estudiantes de la ONOEM el 28 de abril del presente año con saldo de dos estudiantes normalistas heridos de bala por la Policía Michoacán y la Guardia Nacional, y por si fuera poco, la prensa oficialista oculta los hechos de las protestas obreras en fábricas transnacionales como la Volkswagen de Puebla, Coca-Cola, entre otros.
Ante la crisis del capitalismo y la suma de lastres que causa a la humanidad como el desempleo, el hambre y la miseria; los legados de Marx, Engels, Lenin, Stalin, Mao y demás héroes de la humanidad llaman a todo el proletariado a ser el sepulturero del actual estado de cosas impuesto por la burguesía.
Este Primero de Mayo es un llamado a organizarnos, a redoblar esfuerzos por una transformación radical de la sociedad, la cual no está en las manos del gobierno burgués ni de las sirenas del oportunismo, el cambio sólo puede llegar por las propias manos del proletariado, éste está llamado a salvar a la humanidad de la completa destrucción. La historia nos demanda luchar por el socialismo en México, esa es la bandera de lucha que nos dejaron Marx, Engels y Lenin. Por la que la consigna ¡PROLETARIOS DE TODOS LOS PAÍSES UNÍOS!, es la bandera del proletariado a nivel internacional en la lucha contra el imperialismo.
¡POR LA UNIDAD, OBRERO, CAMPESINO, INDÍGENA Y POPULAR!
FRENTE NACIONAL DE LUCHA POR EL SOCIALISMO
FNLS

Navigation