Javier González Díaz: 5 meses en prisión por motivos políticos

, por  Chiapas , popularidad : 1%

San Cristóbal de Las Casas, Chiapas. 17 de diciembre de 2019

Al pueblo en general

Javier González Díaz: 5 meses en prisión por motivos políticos

Javier González Díaz es un preso político y de conciencia en el país, el día de hoy 17 de diciembre se cumple cinco meses de estar privado de su libertad y de ser sometido a tratos crueles e inhumanos en el Centro Estatal de Reinserción Social para Sentenciados (CERSS) número cinco en la ciudad de San Cristóbal de Las Casas, Chiapas.

Javier fue detenido por su activismo político, por ser parte de una organización popular y vivir en comunidad organizada que lucha y defiende el derecho a la tierra, la comunidad 20 de Junio en el municipio de Venustiano Carranza, también, por participar en diversas jornadas de lucha en exigencia de justicia para las víctimas del terrorismo de Estado y la presentación con vida de los detenidos desaparecidos.

Su detención es un intento del Estado por callar su voz crítica que denuncia los oprobios y los crímenes de Estado en contra del pueblo, es una forma de castigo que el gobierno chiapaneco le impone por su decisión consciente y decidida de luchar por defender un pedazo de tierra para vivir y trabajar, pero sobre todo es una víctima de la política represiva de la administración gubernamental que encabeza Rutilio Escandón Cadenas cuyo objetivo es detener y desarticular a las organizaciones populares.

Cada mes que pasa Javier en el CERSS 5 se comprueba que está detenido de manera injusta e ilegal porque no hay razón jurídica por la cual deba seguir encarcelado, primero, porque en su detención hay múltiples violaciones al debido proceso, veamos: fue detenido el 17 de julio a las 10 am y trasladado a cinco cárceles clandestinas distintas, en esos cinco lugares fue sometido a tortura, fue presentado a una institución oficial hasta 26 horas después con secuelas graves en su humanidad debido a la tortura, esto tendría que invalidar inmediatamente la detención.

Segundo, para justificar la detención la Fiscalía General del Estado (FGE) le prefabrica el delito de “robo con violencia” delito que en todos estos meses es imposible comprobar simplemente porque Javier no es culpable de ello, el Fiscal del Ministerio Público (MP) ha pedido al Juez de Causa cinco prorrogas para la investigación complementaria y éste lo ha concedido, tiempo que utiliza el MP para prefabricar las pruebas, buscar testigos falsos y así poder inculpar a nuestro compañero.

Con este actuar las instituciones dejan en claro su vocación de criminalizar y judicializar la organización y protesta popular, usar las leyes para arremeter en contra de luchadores sociales, activistas, defensores de los derechos humanos, esto es fácilmente deducible porque las instituciones encargadas de “impartir justicia” no actúan con la misma eficacia cuando se trata de castigar a los grupos paramilitares, investigar el paradero de los detenidos desaparecidos y castigar a los criminales de Estado.

En este casi medio año de detenido injustamente Javier es sometido al interior del penal a tratos crueles e inhumanos, sometido a trabajos forzados y a un duro régimen de incomunicación, esto consta en los testimonios recabados durante las visitas hechas por el asesor jurídico y el Comité Popular en Defensa de los Derechos Humanos.

Javier ni una sola semana ha podido estar tranquilo, es constantemente amenazado de muerte y golpes, destaca lo dicho por las autoridades carcelarias “aquí vas a pagar todo lo que tus compañeros hacen allá afuera” refiriéndose a que será castigado por el hecho de que denunciamos su condición de preso político y exigimos su libertad inmediata e incondicional.

Es constantemente extorsionado, le piden cantidades mayores a cinco mil pesos para disminuir su carga de trabajo y los golpes, le impiden escribir y mantener correspondencia con sus familiares, en los días de visita general las autoridades carcelarias en varias ocasiones únicamente le han dado 10 minutos para hablar, no le dan atención médica a pesar de que tiene serias dificultades para ver y constantes dolores de cabeza debido a la tortura que le propinan.

La tortura es ejecutada por las autoridades carcelarias y algunos presos comunes ambos actuando con indicaciones del Fiscal General del Estado Jorge Luis Llaven Abarca y este a su vez bajo consentimiento del gobierno Chiapaneco; Javier no es el único caso que lo comprueba, hay cientos de casos de detención arbitraria y decenas de casos de tortura en la entidad en las cuales los encargados de la política interna tienen responsabilidad.

En la condición de Javier se encuentra tres compañeros más igualmente detenidos arbitrariamente por ser parte de nuestra organización y luchar por mejores condiciones de vida, Venturino Torres Escobar, Asunción Gómez Sánchez y Armando Hernández Sánchez.

En la entidad los casos de detención arbitraria ascienden a los 180, menos de la mitad con sentencias de 6 a 12 años, otros más, sin sentencia porque aun el MP trabaja en armar las carpetas incriminatorias y poderlos inculpar.

De Julio a Diciembre el FNLS no ha cesado en exigir la libertad de los presos políticos en correspondencia el gobierno Chiapaneco arrecia su política represiva en nuestra contra para intentar callarnos, de este modo incrementa el hostigamiento policiaco, militar y paramilitar en nuestra comunidades, la vigilancia policiaca hacia nuestros compañeros, amenazas de detenciones arbitrarias y el cometido de crímenes de lesa humanidad.

A un año de esta administración son miles las voces que expresan descontento, rechazo a la política represiva de Rutilio Escandón Cadenas, se constituye como un gobierno ilegitimo incapaz de dar un informe anual sin recurrir a la demagogia y a las fuerzas policías para detener la protesta popular.

Si esta es la actitud del gobierno chiapaneco nuestra tarea como víctimas de la represión es mantener la denuncia y las acciones políticas combativas, es una necesidad la coordinación de todo esfuerzo organizativo para enfrentar esta política represiva y ver a nuestros presos políticos libres.

¡Presos políticos! ¡Libertad! ¡Presos políticos! ¡Libertad!, ¡Libertad, libertad a los presos por luchar!
¡Alto a la represión!

¡Por la unidad obrero, campesino, indígena y popular!
Frente Nacional de Lucha por el Socialismo

Navigation