Derecho de réplica: Ante los dichos del oportunismo enquistado en la dirección política de la Sección 7 del SNTE-CNTE en Chiapas

, por  Chiapas , popularidad : 2%

Chiapas, México a 14 de mayo de 2018

A las bases del magisterio democrático

A los medios de comunicación

A las organización populares, democráticas e independientes

Al pueblo en general

Derecho de réplica:

Ante los dichos del oportunismo enquistado en la dirección política de la Sección 7 del SNTE-CNTE en Chiapas

Con fundamento a nuestro derecho de réplica, el Frente Nacional de Lucha por el Socialismo (FNLS) ante la persistente emisión de señalamientos y calumnias vertidas por la actual dirección política de la Sección 7 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) el pasado 2 de mayo, manifestamos lo siguiente:

1. El FNLS no calumnia no descalifica y no agrede a sus hermanos de clase. Ser integrante de él y luchar por el socialismo no tiene nada de vergonzoso o perjudicial al que debamos de renunciar.

2. Las calumnias y descalificaciones emanan de quienes dicen representar a la base magisterial, pero en los hechos y a cuenta gotas niegan los derechos sindicales de la base. Planteamos que el secretario general de la sección 7 al emitir un señalamiento doloso hacia el FNLS con los epítetos de paramilitar y grupo de choque constituyen una calumnia y actitud policiaca al no exhibir y presentar las pruebas fehacientes que comprueben su afirmación.

3. Desde la difusión de dichos señalamientos hasta ahora, Pedro Gómez Bámaca y su grupo no han demostrado que el FNLS sea un grupo paramilitar o grupo de choque, por el contrario continúan con esa práctica policíaca. Al no presentar las pruebas exigimos detengan sus calumnias, revoquen los resolutivos donde premeditada y alevosamente cuartan los derechos sindicales de compañeros y base magisterial que han sido acusados de desarrollar acciones de grupo de choque o paramilitar.

4. Los puntos de los resolutivos no tienen razón de ser por cuanto no existe respaldo en la realidad y queda comprobado a ojos de todo el conjunto del movimiento popular que las calumnias emanaron de la estructura de dirección de la sección 7 de la CNTE.

5. No es nuestro estilo ni práctica hacer uso de las redes sociales o publicar panfletos que tengan un carácter anónimo; toda opinión que surge de nuestro análisis político es vertido en los diferentes órganos de difusión política que tenemos, en éstos se reivindican y se sostienen cada dicho y aseveración con la firma correspondiente de la colectividad u organización.

6. Desde que se consuma la maniobra divisionista al resolver expulsar a los que impulsan una política independiente de las estructuras del Estado al interior de la CNTE, dimos a conocer nuestra opinión de frente a cualquier sujeto político o expresión organizativa que lo requiera. Hemos dirigido documentos y cartas públicas a la dirección de la sección 7 como parte de la discusión política ante la cerrazón y la nula voluntad de dirimir en sus propios espacios sus opiniones con respecto a la política que desarrollamos.

No realizamos amenazas veladas como expresa su posicionamiento, hacemos análisis político, emitimos conclusiones en función de la práctica política que ustedes desarrollan; los hemos responsabilizado de la integridad física y psicológica de cualquier militante del FNLS por cuanto sus señalamientos no tienen sustento comprobatorio; esos no son señalamientos ni calumnias, es el resultado lógico de aquellos que ponen el dedo inquisidor sobre sus hermanos de clase y alientan la acción represiva del Estado sobre ellos.

Lo anterior tiene razón en la medida que se lanza un señalamiento doloso hacía nuestro proyecto político organizativo y ha significado para nosotros, represión y crímenes de Estado; tenemos claro que la lucha no es entre hermanos de clase pero ustedes empujan con la política sindical que desarrollan a la antropofagia política.
Reiteramos, no hacemos abiertos anuncios de agresión. Todo parece indicar que al no cuajar su intentona de señalarnos como paramilitares, ahora pretenden acusarnos de otras vilezas.

7. Hemos responsabilizado a Pedro Gómez Bámaca, José Luis Escobar, José Domingo López Guzmán como responsables de la integridad del FNLS por cuanto de su boca se propalan los infundios y aún no presentan pruebas. Si esos son “los destacados dirigentes” la base magisterial, puede decirse, está indefensa ante el poder del Estado y el capital.

Es grave y perjudicial para el movimiento que sean ustedes quienes sostengan la tesis del Estado que se han vertido desde los órganos de inteligencia al señalar implícitamente en su documento que al interior del movimiento magisterial se realizan actos de “ajusticiamiento”, ese término y concepto ha sido usado por el Estado para sembrar la discordia y justificar los crímenes hacía el movimiento popular.

Las tesis de Estado han sido la coartada perfecta para eliminar físicamente a luchadores sociales y activistas políticos e hijos del pueblo, ¿usar dichas tesis no los convierte en policía política? Es un hecho, es el Estado el que se beneficia con tales declaraciones, por ejemplo, minar la combatividad de las bases magisteriales y ensanchar el camino para profundizar la ejecución de la reforma educativa neoliberal.

8. Señores las pruebas están a la vista:

a. Expulsar a militantes de la CNTE con maniobras políticas e infundios, como lo ha sido a partir de los resolutivos del 13° Congreso político del bloque democrático y 4° Congreso extraordinario del SNTE-CNTE.

b. Condicionar la constancia de militancia sindical para “apoyar” una política sindical a modo.

c. Negar los derechos sindicales mediante el condicionamiento de la constancia sindical y la negativa a recepcionar documentos de toda la base magisterial.

En los hechos, con el paso del tiempo, esto se configura como traición a la base magisterial que se dice representar. Es normal que ante esa actitud política cosechen el repudio de los trabajadores de la educación.

9. Suponer que nosotros al llamarnos “delatores e infiltrados” los expondremos a la represión, son conjeturas políticas igualmente graves, porque desde el 2007 impulsamos las campañas contra la desaparición forzada por motivos políticos y sociales, contra el cometido de crímenes de lesa humanidad de todo el pueblo; para nosotros todos los hijos del pueblo son casos defendibles.

Por eso es preocupante que desde una estructura de dirección sindical se manejen las tesis y argumentos del Estado vertidas a través de sus órganos de inteligencia, lo que nos lleva a preguntar ¿existe alguna relación entre dicha estructura y sus señalamientos? ¿es ignorancia política o una puntada ante el cuestionamiento de su proceder político?

Es falso que el FNLS en cualquiera de sus organizaciones y militantes, distribuyan y hagan mensajes anónimos. Si existe cuestionamiento y descontento en el sector magisterial hacia la estructura de dirección, sólo puede explicarse por la política que se desarrolla por el proceder antidemocrático y manipulación de las bases, en suma, formas burguesas de hacer política.

10. Al señalar “(…) que los autores de los textos no han sido tocados con el pétalo de una rosa por más desmanes que han cometido” es preocupante, ¿señores acaso quieren ver a alguien de nuestros compañeros asesinado, ejecutado extrajudicialmente o desaparecido de manera forzada? Tenemos víctimas del terrorismo de Estado Fidencio Gómez Sántiz, Humberto Morales Sántiz, Héctor Sántiz López y Víctor Alfonso Pérez López.

Preguntamos, ¿en qué consisten los desmanes a los que hacen referencia de los que implícitamente nos imputan? porque reducir a desmane la combatividad del pueblo es poseer estrechez política en el análisis, peor aún, con esa forma de entender la decisión de luchar del pueblo, de defenderse de la represión del Estado significa hacer culto al pacifismo, es renunciar al principio de la movilización negociación movilización.

El principio de la movilización negociación movilización exige combatividad no conciliar con el represor, porque ustedes llaman a la lucha pacífica, pero esta táctica ha sido ampliamente superada por la represión y el terrorismo de Estado, por tanto, con sus dichos colocan a las bases magisteriales y pueblo solidario con disposición de luchar a merced de la política criminal del Estado.

En esta intentona por limpiar su imagen, victimizándose, es otra maniobra propia del oportunismo, porque las pruebas están a la vista del pueblo, así como de las bases magisteriales, mismas que los coloca como los ejecutores del plan maquiavélico del Estado contra toda expresión honesta, crítica e independiente en el movimiento magisterial y popular.

Invitamos al pueblo en general, a las bases magisteriales al análisis, a la reflexión seria, crítica y responsable, no nos dejemos engañar, menos cuando existe la imperiosa necesidad de luchar por la defensa de la educación pública, contra le reforma educativa neoliberal y el terrorismo de Estado.

¡Exigimos a Bámaca y su grupo detengan sus calumnias y presenten pruebas de sus dichos!

¡Alto al terrorismo de Estado!

¡Juicio y castigo a los responsables materiales e intelectuales de los crímenes de Estado!

¡Por la unidad obrero campesino, indígena y popular!
Frente Nacional de Lucha por el Socialismo

Navegar por las