Se insiste en realizar señalamientos irresponsables e infundados de corte policiaco hacia el FNLS

, por  Chiapas , popularidad : 8%

San Cristóbal de Las Casas, Chiapas, 7 de Diciembre de 2017

A los integrantes de la Coordinadora Por la Defensa de la Madre Tierra

A las Organizaciones No Gubernamentales

A la comunidad de Carranza y sus alrededores

A los campesinos pobres

Al pueblo de Chiapas

El día 16 de octubre de 2017, algunas personas difundían un volante en la cabecera municipal de Venustiano Carranza, firmado como OCEZ-CP, quienes a su vez se asumen ser miembros de la Coordinadora Por la Defensa de la Madre Tierra. En ese volante nuevamente se insiste en realizar señalamientos infundados de corte policiaco hacia el FNLS, porque se hacen juicios de valor de manera irresponsable que abonan a la lucha fratricida mediante actos propios de la contrainsurgencia y abren el camino de la represión.

Veamos:

El documento habla sobre el asesinato de José Manuel Martínez, realizado por “manos de los paramilitares contratados por los tres niveles de gobierno y los caciques de la región”. Luego afirma: “responsabilizamos directamente a Manuel Velasco Coello, gobernador del estado y todo su gabinete por esta situación y apoyar a los diversos grupos paramilitares como el Escuadrón de la Muerte y el denominado Frente Nacional de Lucha por el Socialismo (FNLS) por estar causando constantes, provocaciones y difamaciones contra la directiva y de toda la comunidad consciente”.

El FNLS no duda que dentro de los crímenes de lesa humanidad, como las ejecuciones extrajudiciales y desapariciones forzadas que se cometen en el país, es cometido por el Estado, todo su entramado de cuerpos policiacos-militares, a quienes delega tareas del mismo tipo a grupos paramilitares, quienes son dirigidos por militares, tanto en activo como retirados. Pero señalar a una organización independiente con arraigo popular y trayectoria de lucha como lo es el FNLS, quienes además hemos sido víctimas constantes del terrorismo de Estado, solamente pueden constituir la pérdida de brújula política o en todo caso se le está sirviendo al Estado de manera premeditada.

Por eso, los señalamientos arriba mencionados solamente pueden decirnos dos cosas, o existe ignorancia política en la forma de concebir el fenómeno que vivismo que lleva a cometer errores políticos, o se actúa por consigna política, es decir, ya se tiene compromisos con el Estado y se le hace el trabajo sucio para someter al pueblo que lucha.

Es evidente que el señalamiento se da hacia el FNLS y todo el conjunto de organizaciones que la conforman; constituye además un señalamiento doloso, que nos llevan a realizar las siguientes interrogantes y apreciaciones:

Lo que afirma dicho volante ¿es la política que asume y practica la COORDINADORA POR LA DEFENSA DE LA MADRE TIERRA? ¿Están de acuerdo con esos señalamientos que algunas personas a nombre de una coordinación hacen de manera irresponsable? ¿Están conscientes que el realizar ese tipo de señalamientos infundados se empuja a fortalecer la posición del Estado para que tenga mejores condiciones para reprimir?

Una vez más a quienes elaboraron y hacen juicios dolosos en ese documento, los llamamos a que comprueben sus dichos, muestren las pruebas de sus afirmaciones, de lo contrario solamente se comprueba que independientemente de las causales o motivación del señalamiento se le sirve al Estado al generar las condiciones para la lucha fratricida, por lo que los hacemos responsables al igual que el Estado de la integridad de los que militamos en el FNLS.

Señores, la organización de manera independiente de las estructuras del Estado existe en la comunidad desde hace décadas, las fuerzas populares nacieron aplicando la política independiente, resolviendo las necesidades y problemas a partir de los propios esfuerzos. Aquellos que olvidan y niegan premeditadamente la historia de la comunidad y los principios políticos de lucha es normal que el pueblo CONSCIENTE se los reclame, ese pueblo que mantiene desde hace años la bandera de la lucha contra el enemigo de clase. Suponer que somos un ente aparte del proceso de organización popular es un sofisma, un absurdo político, una mentira que quieren hacer creer los detractores y el Estado para aislar al pueblo organizado y después reprimirlos.

Esos que acusan de paramilitares al FNLS, puede asemejarse a la fábula del ladrón que grita agarren al ladrón. Porque es del dominio común que los acusadores confían más en militares y exmilitares que en la fuerza transformadora de las masas, del pueblo organizado. Importante resulta esto, ya que las famosas autodefensas que surgieron en Michoacán hace algunos años, resultó ser un plan más del Estado para acabar con el movimiento en la región, porque dentro de esas agrupaciones estaban copados por policías, militares en activo y retirados, presentados bajo la máscara de luchadores sociales. Hoy algunos quieren aplicar el mismo método para sorprender y reprimir al pueblo organizado.
Por eso al pueblo y a la Comunidad de Carranza y sus alrededores les decimos: recordemos y hagamos valer la historia de lucha y resistencia de la comunidad, los principios políticos independientes que permitan mejorar la capacidad organizativa contra el Estado; superar las posiciones timoratas que prefieren acomodarse en sus lechos y dejar que el Estado destruya la Comunidad y organización; el pacifismo burgués nunca ha beneficiado al pueblo, eso solamente logra que el Estado nos dominé cada vez más.
La lucha tiene que seguir mediante la defensa férrea de las tierras por la vía independiente, con las múltiples formas que como pueblo se adopten, toda iniciativa en la lucha popular es positiva cuando se toman ponen por delante los intereses generales de todo el pueblo. La lucha jurídica de la mano de las acciones políticas de masas es hoy una necesidad imperante, que todos los compañeros-pueblo deben impulsar.
Quien olvida su historia de lucha está condenado a perecer la explotación y opresión.

¡Por la unidad obrera, campesina, indígena y popular!
Frente Nacional de Lucha por el Socialismo

Navegar por las