Denuncia urgente: Riesgo latente de represión selectiva contra el FNLS

, por  Chiapas , popularidad : 2%

San Cristóbal de Las Casas, Chiapas a 6 de marzo de 2019

A los medios de comunicación
A los organismos defensores de los derechos humanos
Al pueblo en general

El día 5 de marzo la vivienda de nuestra compañera Cecilia López Pérez ubicada en la ciudad de San Cristóbal de Las Casas, fue allanada aproximadamente a las 4:30 p.m., mientras la compañera retornaba de sus actividades cotidianas. Este hecho constituye un artero acto de hostigamiento e intimidación para callar las exigencias en el marco de la Jornada Nacional: ¡Ni perdón ni olvido! ¡Juicio y castigo a los responsables! Y allanar el camino para la represión selectiva contra nuestra organización.

La compañera Cecilia salió desde muy tempranas horas para realizar sus labores cotidianas, a su regreso se percató de que su vivienda fue allanada, puertas y ventanas abiertas, objetos en total desorden, de esta manera se materializa un acto más de hostigamiento contra nuestra compañera, que es lo mismo contra nuestra organización.

Nuestra compañera destaca por su constancia en la lucha por defender los derechos humanos, por solidarizarse con diversos familiares de desplazamiento forzado y de crímenes de lesa humanidad, no duda en brindarla hacia las diferentes comunidades agredidas por los efectos de la violencia de Estado, ella es integrante del Comité Popular en Defensa de los Derechos Humanos (COPODDH) del Frente Nacional de Lucha por el Socialismo (FNLS).

A este hecho le anteceden otros, y la más reciente fue la amenaza contra una de nuestras compañeras el día 2 de marzo, como denunciamos a la fecha siguiente, mientras realizaba un brigadeo informativo en el marco de la Jornada nacional de lucha ¡Ni perdón, ni olvido! ¡Juicio y castigo a los responsables!, donde un sujeto le dijo “(…) cuídate porque te estamos vigilando”.

Lo acontecido en la vivienda de nuestra compañera expresa un intento más para que desistamos de la exigencia juicio y castigo a los responsables de los crímenes de lesa humanidad y de Estado contra nuestros compañeros víctimas del terrorismo de Estado y por solidarizarnos con los familiares de los revolucionarios Gabriel Alberto Cruz Sánchez y Edmundo Reyes Amaya.

El hecho de allanar la vivienda y atentar contra la propiedad privada es un indicativo de la gravedad con la que transcurre la defensa de los derechos humanos, asimismo por ser integrante de una organización independiente y combativa. Constituye además una amenaza al derecho a la vida, de manifestación y expresión de ideas.

Por este y los últimos casos denunciados en lo que va de la Jornada nacional de lucha, apela una vez más a las siguientes interrogantes, ¿el representante del Ejecutivo Federal está enterado de estas y otras violaciones a los derechos humanos? O ¿es quien da la orden de ejecutar este tipo de arbitrariedades? ¿Viene del gobierno mexicano, del gobierno chiapaneco o los altos mandos policíaco-militares? ¿Quién planea estas agresiones contra el pueblo que exige justicia y presentación con vida? Porque el discurso de la nueva administración una y otra vez reafirma que no recurrirá a la violencia contra toda expresión de protesta.

El allanamiento de morada es una vieja práctica del régimen que alberga un carácter contrainsurgente, mediatizar la lucha del pueblo organizado, estigmatizar a las organizaciones populares para opacar la solidaridad entre hermanos de clase, por tanto, no es un hecho aislado, de ese manera la clase en el poder busca minar el desarrollo de la organización popular e independiente de las masas trabajadoras para mantener la dictadura del capital.

Llama la atención cómo los perpetradores del ultraje en el domicilio de nuestra compañera dejan abierta nuestra revista Consigna Socialista No. 27 en la página 27 donde se lee el artículo titulado ¿Por qué exigimos la presentación con vida de Gabriel Alberto Cruz Sánchez y Edmundo Reyes Amaya? No creemos que sea obra de la casualidad, porque de muchas maneras existe el intento inhibir la solidaridad que brindamos hacia sus familiares.

Coartar el derecho del pueblo a denunciar la represión a través del hostigamiento y las amenazas veladas son actos propios de la violencia institucional, son elementos que dan vida a la política del terrorismo de Estado para que sus víctimas sean sepultadas por la impunidad y el olvido.

¿Qué sigue? le preguntamos al gobierno del estado que representa Rutilio Escandón Cadenas y a la presidenta municipal de San Cristóbal de Las Casas, Jerónima Toledo, ¿acaso el cometido de crímenes de lesa humanidad será su política de gobierno? ¿Pretenden ahogar con sangre la exigencia de justicia para las víctimas del terrorismo de Estado? ¿Dónde queda su política del diálogo y de atender las demandas del pueblo?

Cuestionamientos extensivos al gobierno federal porque está en sus manos la continuidad o no de la política represiva que se ejecuta contra el pueblo, si éste dijo no reprimir y permitir que el pueblo se manifieste debe de ser en los hechos, porque lo que hoy constatamos es todo lo contrario, por esto, exigimos al Estado mexicano alto a la represión y al hostigamiento contra nuestros compañeros como al conjunto del movimiento popular.

La Jornada nacional de lucha ¡Ni perdón, ni olvido castigo a los responsables! Sigue su curso, durante y después de esta jornada de lucha toda agresión a la integridad física y psicológica de nuestros compañeros será responsabilidad de la presidenta municipal de San Cristóbal de Las Casas Jerónima Toledo, del gobernador de Chiapas Rutilio Escandón Cadenas y del gobierno federal.

¡Alto al hostigamiento y estigmatización contra las organizaciones independientes y combativas!
¡Juicio y castigo a los criminales de Estado!
¡Presentación con vida de los detenidos desaparecidos del país!

¡Por la unidad obrero, campesino, indígena y popular!
Frente Nacional de Lucha por el Socialismo

Anexamos fotografías de cómo se encontró el lugar





Navegar por las